Con cruces de madera, exigen fin a lucha contra el narco

Los activistas invitaron a toda la ciudadanía a manifestarse para que el gobierno federal pare esta guerra, que ha cobrado la vida de 40 mil mexicanos.

[Galería en Radio Chinelo]

Rubicela Morelos Cruz, corresponsal
La Jornada Últimas | 30/06/2011 18:47

Cuernavaca. Integrantes de la Red por la Paz y la Justicia colocaron en la ofrenda floral -que tienen en la entrada del palacio estatal, en memoria de Juan Francisco Sicilia y sus amigos-, alrededor de 80 cruces de madera para exigir al presidente del país, Felipe Calderón Hinojosa, que pare la estrategia militar contra el narcotráfico, porque está a punto de convertir a México en una fosa.

Insistieron en que la guerra que declaró Calderón desde que inició su administración ha fallado, debido a que no ha bajado ni erradicado la producción de éstas, menos el paso a Estados Unidos, y ha aumentado el consumo en este país.

Los activistas invitaron a toda la ciudadanía a manifestarse para que el gobierno federal pare esta guerra “estúpida” que sólo ha cobrado la vida de 40 mil mexicanos.

Las cruces de madera bajo el slogan “Y muchos no volvieron”, fueron colocadas esta mañana por un grupo de jóvenes quienes aseguraron que tratan de reflejar en lo que se está convirtiendo México: “un largo panteón que pide justicia y un alto a tanta sangre”.

Según Nayeli Sánchez, la colocación de esas cruces “es para recordar a nuestros 40 mil muertos, que no volvieron. Estamos convirtiendo este zócalo en un panteón”.

Las cruces con las demandas de los familiares de la víctimas de esta guerra contra el narcotráfico, también simbolizan de manera particular los muertos y muertas de Chihuahua, el multihomicidio en el que perdiera la vida el hijo del escritor, Javier Sicilia (el pasado 27 de marzo), a los niños muertos de la guardería ABC y los migrantes que han perdido la vida en este país.

“Hemos puesto algunas cruces con nombres para darles el último derecho que debe tener los humanos al ser enterrados y recordados; se nos hace inhumano las fosas clandestinas como la de San Fernando, Tamaulipas, con más de 300 muertos. Por eso les hemos puesto cruces para recordarlos. Llamamos a la humanidad para que no haya más fosas en México”, agregó.

Sin embargo, los jóvenes aseguraron que ellos no quieren llenar a México de cruces, sino que anhelan que ya pare esta guerra y que ningún mexicano muera por esa causa. También demandaron que presenten con vida los miles de personas desaparecidas que hay en este país por este supuesto combate a los cárteles de la droga.

Y se pronunciaron porque aparezcan los 80 migrantes que fueron denunciados por el sacerdote, Alejandro Solalinde.

Las leyendas que más sobresalieron en esos maderos, fue el alto a la guerra, que ya van 40 mil muertos, paz y dignidad, que México no es una fosa, no más daños colaterales, tenemos nombre, no los olvidamos, justicia y ni un muerto o muerta más en México.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s