¿Ombudsman? Plascencia Villanueva aliado Calderonista

“No es tiempo de retirar a las Fuerzas Armadas”

En entrevista con EL UNIVERSAL, Plascencia Villanueva considera que no es exagerado decir que existen algunos lugares de la República mexicana donde se vive un estado de sitio o de excepción por el nivel de delincuencia antes no registrado

Sábado 11 de junio de 2011 Natalia Gómez Quintero | El Universal natalia.gomez@eluniversal.com.mx (Foto: ALMA RODRÍGUEZ EL UNIVERSAL ) http://www.eluniversal.com.mx/nacion/186130.html

El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Raúl Plascencia Villanueva, asegura que no es el momento de que las fuerzas armadas se retiren de las zonas donde fueron requeridas para hacer frente a la inseguridad.

“Me parece que por las condiciones de las policías no hay elementos para que la seguridad pública pueda en buena medida brindarse a la sociedad en general. Sin embargo, se tiene que trabajar de manera intensa para que poco a poco vaya dándose este relevo y sea precisamente la autoridad civil la que se encargue. Transformar el Ejército en policía me parece que es un despropósito”, dice.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Plascencia Villanueva considera que no es exagerado decir que existen algunos lugares de la República mexicana donde se vive un estado de sitio o de excepción por el nivel de delincuencia antes no registrado, pero también por la reacción de las fuerzas públicas, lo que ha colocado a la sociedad en general en un adelgazamiento de los derechos humanos.

Rechaza calificar como un fracaso la estrategia del presidente Felipe Calderón en el combate a la delincuencia organizada. Su argumento, para no decir una opinión a favor o en contra, se sostiene, a su creer, a pesar del aumento de la violencia que ha generado las aproximadamente 40 mil muertes en el país.

El ombudsman está firme en que esa conclusión tiene que llevarse a cabo una vez que termine el sexenio. “Esto es como una carrera, si es a seis kilómetros habrá que esperar hasta la meta para poder revisar y analizar cuál es el final de la misma”, dice.

Difiere de organizaciones civiles

Plascencia Villanueva se pronuncia en contra de pedir la destitución de funcionarios públicos, como lo han solicitado organizaciones de la sociedad civil en el caso del secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna; o de hacer juicios, como también algunos sectores de la sociedad lo han pedido para el presidente Felipe Calderón. Asegura que la apuesta, antes que señalamientos, es más hacia la rendición de cuentas y la transparencia de actos.

Admite que se vive hoy en México un escalamiento de la violencia por parte de los delincuentes y una extensión de la impunidad a 98%.

“Existe un reto abierto de los delincuentes hacia las instituciones del Estado, que coloca a algunas partes del país en situaciones muy críticas, como en Tamaulipas, Chihuahua, Michoacán, la zona de la Laguna en Coahuila, Durango, Guerrero y Morelos, donde es evidente la percepción de inseguridad y sobretodo la pérdida de espacios públicos”, dice.

Raúl Plascencia, quien el próximo 16 de noviembre cumple dos años de fungir como presidente de la CNDH, le ha tocado vivir el descubrimiento de cuerpos en fosas de Tamaulipas y Durango, aún con los graves abusos contra los migrantes, no considera que la democracia en México haya sido minada por la inseguridad.

En un tono de voz que no modifica a lo largo de la plática, el ombudsman dice que tampoco puede calificar como crímenes de lesa humanidad las muertes, resultado del incremento de la violencia durante los últimos cuatro años: “Llevamos a cabo una investigación a propósito de estos asuntos, con el fin de indagar también si se ha abierto la averiguación previa correspondiente de cada una de estas personas fallecidas, cuál es el avance que existe y, en su defecto, en qué manera las instituciones encargadas de procurar justicia han asumido la función que les corresponde”.

El ombudsman nacional expresa optimismo respecto a las nuevas atribuciones que la reforma constitucional en materia de derechos humanos ha conferido a la CNDH, organismo que hace 21 años surgió como una oficina de la Secretaría de Gobernación, para convertirse en 1992 en un órgano desconcentrado y alcanzar en 1999 su autonomía constitucional.

Más facultades

Dentro de sus nuevas facultades se encuentra la de recibir quejas del ámbito laboral a manera de análisis, pero no para resolver las problemáticas.

También la CNDH podrá solicitar la rendición de cuentas ante el Senado de aquellos funcionarios que incumplan con las recomendaciones.

Asimismo, el organismo podrá investigar violaciones graves a los derechos humanos o constitucionales. Y aunque el ombudsman no comparte de inicio el enjuiciamiento como una forma de resolver la ineficiencia de los funcionarios, adelanta que eventualmente la Comisión Nacional de los Derechos Humanos podría solicitarle al Senado que, a su vez, le pida a la Cámara de Diputados el inicio probable de un juicio político contra funcionarios que hayan incumplido en su labor en esta llamada lucha contra el narcotráfico.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s